Bicarbonato de Sodio

El bicarbonato y el carbonato de sodio es el producto de las cenizas de determinadas plantas, de ahí su nombre en inglés Soda ash (ash significa ceniza). No olvidemos que la ceniza, utilizada como detergente desde tiempos inmemoriales, no es otra cosa que una mezcla de carbonato de sodio y de potasio.

Usos del bicarbonato de sodio

Se usa para la higiene corporal, la salud, eliminar malos olores, limpiar la casa, dar brillo a ciertos objetos, desinfectar, guisar y como pesticida en el jardín y las terrazas. Su poder ligeramente abrasivo permite eliminar numerosas clases de manchas, ya sean de suciedad o incrustadas.

Propiedades del Bicarbonato de Sodio

No contaminante

Este fino polvo blanco, formado por diminutos cristales, es completamente natural y no ofrece ningún peligro para el medio ambiente, porque no contamina. Una vez usado, es biodegradable.

No tóxico

Con el bicarbonato de sodio no hay ninguna necesidad de utilizar productos químicos, tóxicos o agresivos con la piel. Es inofensivo: puede emplearse en los adultos, los niños, los animales de compañía y las plantas.

Eficaz

Se usa desde hace decenios en todas las casas y en el mundo entero con plena satisfacción, si creemos en los testimonios de los que lo utilizan.

Barato

El último criterio no es el menos importante, especialmente en tiempos de crisis económica. El bicarbonato no es caro y todo el mundo se lo puede permitir. En definitiva, ¿se puede pedir más?

Usos del Bicarbonato de Sodio

  • Para evitar los malos olores, podemos colocarlo en un bol o bien dejar el bote abierto para que absorba el mal olor.
  • Espolvoreado directamente sobre las superficies, reaviva los colores de los tejidos y los desodoriza.
  • Diluido en agua, sirve para limpiar, fregar y aumentar la potencia de los productos; suaviza la piel, alivia las inflamaciones, limpia los alimentos y evita los depósitos de cal.
  • En forma de pasta, limpia en profundidad, por ejemplo los metales. La pasta se consigue con tres partes de bicarbonato y una de agua.
  • Es un ingrediente esencial en muchas recetas, para elevar las masas, conservar el color original de los alimentos y hacerlos más digestivos.
  • Si se echa directamente en el suelo o en el lugar que interese, mantiene alejados los insectos.
  • En uso interno, debe diluirse en agua antes de tomarlo.

Compartir este articulo

Contacto